Moody's refutó al Gobierno de Piñera: "El deterioro fiscal comenzó en 2010"

Publicado:
| Periodista Digital: Cooperativa.cl

La Moneda apuntó a la Administración de Bachelet por el recorte a la clasificación de riesgo del país que hizo la agencia internacional.

La analista Ariane Ortiz aseguró que Chile "no va a regresar a las tasas de crecimiento que había tenido sobretodo antes del shock (de 2008)".

Moody's refutó al Gobierno de Piñera:
 ATON (Referencial)

La nota no subiría "en un horizonte a tres o cuatro años", a diferencia de lo que planea Hacienda, señala la experta.

Llévatelo:

La agencia de calificación de riesgo Moody's refutó los planteamientos de Sebastián Piñera que culpó a la Administración de Michelle Bachelet por el recorte a la clasificación de riesgo al país, que rebajó la nota crediticia de Chile de "A1" a "Aa3" debido al "deterioro gradual" pero amplio de su perfil crediticio.

Según dijo el Mandatario, "evidentemente" la de Moody's fue una decisión "que se toma en base a información del pasado, hechos ocurridos durante el Gobierno anterior, porque nuestro Gobierno está corrigiendo las razones por las cuales muchas clasificadoras bajaron la clasificación de riesgo".

De esta forma, el Jefe de Estado se sumaba a lo que había dicho previamente su ministro de Hacienda, Felipe Larraín, quien aseguró que se están "pagando las consecuencias" del Gobierno de Bachelet.

No obstante, en entrevista con El MercurioAriane Ortiz, la analista principal de la clasificación de Chile para Moody's, sostuvo que el "deterioro lo empezamos a observar desde 2010 y fue gradual, pero constante y persistente".

"Ahí están los números", aseguró la experta, apuntando al fuerte aumento de 15 puntos en la deuda fiscal, que partió 2010 con un monto equivalente al 8,6 por ciento del producto interno bruto (PIB) para llegar a 23,6 por ciento en 2017. 

Ortiz destacó que Chile llegó a una clasificación de AA "a pesar de ser un país relativamente pequeño (siendo la categoría AAA la de más bajo riesgo y la D la de más alto riesgo)" porque "tenía una fortaleza fiscal que era realmente fuera de serie", pero que "hoy, ese espacio en la parte fiscal de Chile no logra compensar las debilidades que han estado ahí siempre. Ese es el meollo de la decisión", agregó.

La especialista explicó, entonces, que "el deterioro comienza en 2010, quizás se acelera un poco más en 2014, pero la posición en la que estaba la deuda en 2014 era más alta que en 2010, por lo tanto el deterioro que se da en los últimos años tiene más consecuencias dado que empiezas en un nivel más alto".

Agrega que "aquí no se trata de culpar a ningún Gobierno, cada Gobierno administra los recursos como mejor le parece y de acuerdo al contexto. Uno no sólo tendría que tomar en cuenta la posición fiscal y la deuda, sino también lo que ocurre en el contexto global, los diferentes choques externos, etc", dijo.

"Vemos difícil que Chile reporte tasas de crecimiento sostenidas sobre 3 por ciento"

La analista remarca en la entrevista que la decisión de rebajar la clasificación de riesgo a nuestro país "refleja nuestra opinión de que hoy en día vemos muy difícil que Chile pueda recuperar la fortaleza crediticia que había tenido años anteriores. Con ello me refiero a niveles de deuda menores de 20 por ciento del PIB".

"(...) Si bien vemos una recuperación importante este año y el que sigue, a mediano plazo vemos muy difícil que Chile vaya a reportar tasas de crecimiento sostenidas por encima del 3 por ciento", advierte.

"Quizás algunos años registre 4 por ciento o un poco más, pero de manera sostenida no va a regresar a las tasas de crecimiento que había tenido sobretodo antes del shock (la crisis de 2008)", acota.

Y aunque desde el punto de vista fiscal, comentó, reconocen muchos avances de la Administración actual, como "un cambio de enfoque por tener mayor control de los gastos", "un esfuerzo ahora por tener una meta (fiscal) anual y no solamente un compromiso amplio con un ajuste a mediano plazo", consideran que "las presiones sociales que enfrenta Chile, una clase media que demanda más y mejores servicios públicos, sobretodo en salud y en educación, harán muy difícil que este Gobierno pueda implementar un ajuste más agresivo".

¿Cómo recuperar el rating perdido?

Consultada sobre si es factible que Chile recupere la calificación de aquí a tres a cuatro años, como espera el ministerio de Hacienda, Ortíz indicó que "nosotros apuntamos a que lo más probable es que la calificación se mantenga, pero siempre es factible otra cosa", justificando que "una calificación tiene un horizonte a tres o cuatro años, entonces nuestra opinión es que lo más probable es que se mantenga en A1".

Relacionados
Lo + de Economía