Oxígeno insuficiente, víveres vencidos y hasta pan en mal estado: Las graves fallas del ARA San Juan

Publicado:
| Periodista Digital: Cooperativa.cl

Investigación reveló las serias irregularidades que sufrió la tripulación del desaparecido submarino de la Armada argentina.

Además, se confirmó una complicación con la escotilla de la nave, así como con el periscopio, las balsas de emergencia y pérdida de aceite.

Oxígeno insuficiente, víveres vencidos y hasta pan en mal estado: Las graves fallas del ARA San Juan
Llévatelo:

Mediante el estudio de los documentos reservados que se incorporaron a la causa judicial que investiga las razones de la desaparición del submarino argentino ARA San Juan, medios de comunicación del país trasandino revelaron este domingo que la nave no contaba con oxigeno de emergencia suficiente, la escotilla estaba en mal estado y que muchos de los vivieres eran insuficientes y estaban vencidos, entre otras irregularidades.

En un informe de auditoría elaborado por la propia Armada de Argentina, se reconoce que el Ara San Juan había suspendido un "adiestramiento específico y combinado en operaciones de escape, rescate y asistencia del personal submarino siniestrado" con la "Marina de Brasil por estar pendiente la certificación de escotilla". En otras palabras, no había certeza que se abriera, al menos de la manera correcta.

Según publicó la cadena Infobae, el expediente también revela que el buque de guerra zarpó de la Base Naval de Mar del Plata con material vencido y en menor cantidad, como en el caso de los filtros llamados canisters que evitan la contaminación por hidróxido de carbono y permiten la respiración en el submarino, los cuales eran menos de los necesarios y muchos de ellos estaban vencidos.

Asimismo, la nave siniestrada también llevaban 24 dispositivos de oxígeno para provisión de 6 días de oxígeno de emergencia cuando el fabricante del submarino estipula 100, los trajes de escape no alcanzaban para los 44 tripulantes, los que tampoco cabían en las dos balsas de emergencia ni tenían raciones de comida de emergencia suficientes.

Además, 12 de los 44 tripulantes tuvieron que ser tratados en enfermería por complicaciones a bordo del navío, muchas de las cuales se debieron a la comida en mal estado.

Por último, también se reveló que el submarino Ara San Juan sufría, al momento de su último viaje, pérdida de aceite, mal estado en algunas baterías y válvulas, averías en el periscopio y hasta la falta de calibración en los inyectores de sus motores diesel.

Relacionados
Lo + de Mundo