Tópicos: Mundo | EE.UU.

Bush llegó a Uruguay poco después de una multitudinaria marcha

Publicado:
Autor: Cooperativa.cl

El jefe de la Casa Blanca permanecerá el domingo en el país de Tabaré Vázquez, quien también fue blanco de las críticas de sus compatriotas de izquierda por recibir al mandatario.

Llévatelo:

El presidente de Estados Unidos, George W. Bush, llegó la noche de este viernes a Montevideo en la segunda etapa de una gira por cinco países de América Latina con la pretende estrechar los lazos con la región.

 

Bush, que permanecerá en Uruguay hasta el domingo por la mañana, llegó a las 21:30 hora local (23:30 GMT) al aeropuerto de Carrasco, en Montevideo, donde lo recibió el canciller uruguayo, Reinaldo Gargano.

 

En forma previa, miles de uruguayos se manifestaron por las calles de Montevideo contra la visita de Bush, a quien consideran un "imperialista" y reprocharon a su presidente, Tabaré Vázquez, por tener una actitud "entreguista".

 

"Bush fascista, vos sos el terrorista; Vázquez sorete (imbécil), vos sos el alcahuete", fue el lema más coreado durante la marcha, que duró casi tres horas.

 

Para mostrar ese "abrazo maligno", junto a los manifestantes marchaban dos muñecos cabezones: uno con la cara de Bush vestido de novio y otro de Vázquez caricaturizado como una novia a punto de contraer matrimonio, que fueron quemados al final de la protesta.

 

La pancarta que daba inicio a la marcha rezaba "Fuera Bush genocida y rapiñero. No al gobierno entreguista".

 

Muchos de los cánticos y pancartas protestaban contra la firma del Tratado Marco de Comercio e Inversiones (TIFA, siglas en inglés) que ambos países firmaron el pasado enero.

 

La marcha la convocó la Coordinadora Antiimperialista, formada por asociaciones de jubilados y estudiantes, el sindicato de taxistas, organizaciones sociales y grupos radicales uruguayos.

 

A ellos se les sumaron varias entidades y grupos de piqueteros de Argentina, entre ellas el grupo Quebracho.

 

En declaraciones a Efe, Fernando Esteche, uno de los coordinadores de Quebracho, justificó su presencia en la movilización argumentando que la visita de Bush es una "provocación y una afrenta".

 

Esteche tildó a Bush de "genocida degenerado" y explicó que la participación en la manifestación se definió el pasado 22 de febrero en Buenos Aires.

 

En esa reunión participaron miembros del Frente Patriótico Manuel Rodríguez, de Chile y del Movimiento Túpac Amaru, de Perú, así como representantes de las organizaciones Fogoneros y 26 de marzo de Uruguay y militantes de otros movimientos de Brasil y Colombia.

 

"Todos nos sentimos patriotas latinoamericanos porque América Latina es una sola unidad histórica y cultural y tenemos que defenderla del imperialismo de Estados Unidos", anotó.

 

De hecho, antes de empezar la marcha, se leyeron diversas proclamas y muestras de apoyo de asociaciones de todo el continente.

 

También se oyeron muestras de apoyo a la revolución cubana y al presidente de Venezuela, Hugo Chávez, a quien más de una pancarta pedía "perdón" por permitir la visita de Bush a Uruguay.

 

Por su parte, un miembro del movimiento radical uruguayo Fogoneros, identificado sólo como Bruno, dijo que estaban protestando contra la presencia en Uruguay "del presidente del Estado imperialista que condena al pueblo de América Latina a condiciones de miseria".

 

Bruno dijo que la manifestación era "con contundencia, para repudiar al enemigo con la mayor fuerza posible".

 

Esa "fuerza" se concretó al pasar por delante de dos filiales de la cadena de comidas rápidas McDonalds, varios de cuyos vidrios fueron rotos a pedradas y ladrillazos.

 

La marcha acabó en la Plaza Libertad, cercana al edificio donde se encuentra la Cancillería, en cuyas paredes se pintaron frases contra el ministro de Relaciones Exteriores, Reinaldo Gargano.

 

A las puertas de la Cancillería los manifestantes dejaron un gran ataúd marrón con una cruz de color plata encima, para simbolizar "la muerte de la soberanía nacional". (EFE)

Relacionados
Lo + de Mundo