Renovación Nacional: El Gobierno intenta opacar la celebración evangélica

El partido dijo que la reacción oficialista tras los insultos a Bachelet "afecta las libertades religiosas y de expresión".

Eduardo Durán Salinas, uno de los oradores del Te Deum, señaló que "los gestos inspirados en el enojo no solucionan los problemas de fondo".

ATON
El impasse del fin de semana ha instalado el debate respecto de si los presidentes deben seguir asistiendo a ceremonias religiosas, más allá de la tradición.

El impasse del fin de semana ha instalado el debate respecto de si los presidentes deben seguir asistiendo a ceremonias religiosas, más allá de la tradición.

La directiva de Renovación Nacional criticó, mediante una declaración pública, la reacción adoptada por el Gobierno y por la Nueva Mayoría tras los insultos que recibió el domingo la Presidenta Michelle Bachelet al asistir al Te Deum Evangélico.

"El intento de los representantes del gobierno de opacar la celebración del Servicio de Acción de Gracias Evangélico es lamentable. Afecta las libertades religiosas y de expresión y confirma que los líderes de la Nueva Mayoría se sienten con derecho a hacer cualquier cosa para que los ciudadanos no puedan reflexionar sobre sus acciones", señala la nota (ver archivo adjunto).

RN plantea que "la Iglesia Evangélica ha sido consistente en defender la primacía de la vida humana desde la concepción hasta la muerte natural y nadie podría esperar que a poco de aprobada una ley que permite el aborto provocado, los pastores no se refirieran al asunto".

La declaración sostiene que los representantes religiosos se expresaron "en forma respetuosa y ponderada dentro del Templo", y sucedió que "fuera del recinto ocurrieron hechos bochornosos, no atribuibles a los organizadores del mencionado servicio", respecto de los cuales la directiva RN expresa una "clara condena".

subir Orador candidato: "El enojo no soluciona los problemas"

Una de las mayores polémicas instaladas tras el Te Deum del domingo dice relación con la intervención de Eduardo Durán Salinas, quien es director de Relaciones Públicas de la Catedral Evangélica y realizó un crítico discurso contra el Ejecutivo.

Durán es militante de RN, durante el Gobierno de Sebastián Piñera fue gobernador de la Provincia de Ñuble y actualmente es candidato a diputado por el Distrito N° 13, de El Bosque, La Cisterna, San Ramón, Lo Espejo, Pedro Aguirre Cerda y San Miguel.

El propio obispo Emiliano Soto, presidente de la Mesa Ampliada de Iglesias Evangélicas, dijo que su intervención en el Te Deum fue un "aprovechamiento político" y sorprendió a los organizadores: "Nos dimos cuenta en el altar que estaba incluido Eduardo Durán Salinas", dijo ayer Soto a Lo Que Queda del Día.

El aludido no retrocedió en sus palabras y difundió una declaración donde, en lugar de poner paños fríos, profundizó sus críticas a Michelle Bachelet, más allá de su "enojo".

"En forma casi unánime los obispos, pastores y diáconos que participamos en la ceremonia hemos manifestado nuestra legítima incomodidad ante la forma como se ha legislado en favor de materias que no compartimos. (...)  En nuestra opinión, existe un nítido alejamiento del mundo cristiano y el actual Gobierno", dice el orador candidato.

"Claramente a la primera mandataria no le gustó nuestra intervención. Ni las demás intervenciones que estuvieron en la ceremonia. Pero, ¿es legítimo que la Presidenta y sus ministros se retiren antes del término de la ceremonia, en momentos que se inicia en Himno Nacional? ¿Se atrevería la Presidenta a tener una reacción similar en el Te Deum católico?", cuestionó.

"Los gestos inspirados en el enojo no solucionan los problemas de fondo. Tampoco superan el que se aplauda más a una persona que a otra. La consecuencia no sólo es actuar conforme a las convicciones, sino también saber afrontar los efectos de nuestras decisiones", advierte Durán (ver archivo adjunto).

subir A futuro

El impasse del fin de semana también instaló el debate respecto de si los presidentes deben seguir asistiendo a ceremonias religiosas, más allá de la tradición.

"Que haya habido un incidente y dos o tres discursos un poquito fuera de lugar no significa que vamos a terminar con una expresión de la diversidad religiosa de Chile", reflexionó Alejandro Guillier, candidato presidencial del PS, PPD, PR y PC.

Distinto opinó Beatriz Sánchez: "Creo que en gobiernos laicos las autoridades no deberían asistir a ceremonias que son religiosas, en templos religiosos".

En la Iglesia Católica, en tanto, descartan que en el Te Deum Ecuménico se puedan repetir hechos como el de la Catedral Evangélica.

"En todos estos tiempos de historia, desde 1811 hasta ahora, nunca ha habido una situación de que se le falte el respeto al gobernante, y no va a ser el caso de que suceda esto en la Iglesia Catedral. No lo creo y no tenemos nada que prever", comentó Héctor Gallardo, vicario para la Pastoral del Arzobispado de Santiago.

Descargar:

Desde Facebook:

Guía de uso: Este es un espacio de libertad y por ello te pedimos aprovecharlo, para que tu opinión forme parte del debate público que día a día se da en la red. Esperamos que tus comentarios se den en un ánimo de sana convivencia y respeto, y nos reservamos el derecho de eliminar el contenido que consideremos no apropiado

Ver Comentarios

Publicar en su sitio