Tópicos: Sociedad | Historia

Restos de Diego Portales fueron trasladados a cripta definitiva en la Catedral

Publicado:
Autor: Cooperativa.cl

Desde este martes el cuerpo del político asesinado en 1837 descansa en la tumba especialmente construida en el principal templo católico del país.

Llévatelo:

La Presidenta Michelle Bachelet encabezó el traslado definitivo de los restos del ex ministro de Estado Diego Portales, cuyos restos descansarán en una cripta construida en la Catedral Metropolitana.

 

Los restos del político asesinado en 1837 fueron encontrados accidentalmente en marzo de 2005 durante excavaciones realizadas en el presbiterio de la Catedral para la remodelación de la cripta arzobispal.

 

Desde el hallazgo, el cuerpo del ex ministro de Estado permaneció en una locación temporal en el misma catedral.

 

Ahora que ya se terminó la obra, se dio curso al traslado final de los restos de Diego Portales en conformidad a la voluntad de la familia, que contó con el visto bueno de la Iglesia Católica y el Gobierno, por tratarse de un recinto catalogado como Patrimonio Cultural.

 

La cripta cívica está ubicada en la parte posterior del altar mayor de la Catedral Metropolitana, donde podrá ser visitada por el público interesado.

 

En el acto estuvieron presentes descendientes de Diego Portales, además de autoridades políticas y religiosas.

 

En la ocasión el cardenal Arzobispo de Santiago, Francisco Javier Errázuriz realizó un responso fúnebre en el que entregó una reseña de la importancia histórica de la figura de Portales en la construcción de la sociedad chilena.

 

"Por fin, después de tantos decenios, sus restos van a encontrar una digna morada en la cripta cívica que Chile le ha construido para albergarlo. En esta obra solemne dirigimos a Dios nuestras plegarias", señaló el prelado.

 

Portales es considerado el principal ideólogo de la Constitución de 1833, texto que dio las pautas para dar forma a un gobierno fuerte e impersonal, bajo el principio de autoridad y el respeto a la ley.

 

Durante el segundo mandato de José Joaquín Prieto (1835-1837) llegó a ocupar cuatro ministerios, lo que le dio el poder suficiente como para declarar la guerra a la Confederación Perú-Boliviana.

 

En junio de 1837 un sector del Ejército llevó a cabo una sublevación militar contra el gobierno, la que finalmente fue sofocada no sin antes consumarse el asesinato de Portales. (Cooperativa.cl)

LEER ARTICULO COMPLETO

Relacionados