El descargo de la diseñadora uruguaya que contrajo coronavirus y fue a un casamiento

Publicado:
Autor: Cooperativa.cl

Carmela Hontou, de 57 años, ha sido blanco de críticas en redes sociales.

info Recuerda nuestra campaña "Todos podemos hacer más", si tienes una iniciativa solidaria que quieras comunicar, llámanos al 223648003 o visita nuestro sitio si quieres hacer tu aporte
El descargo de la diseñadora uruguaya que contrajo coronavirus y fue a un casamiento
Llévatelo:

La conducta de la conocida diseñadora uruguaya Carmela Hontou se viralizó este fin de semana por su irresponsabilidad. Todo ocurrió en la ciudad de Carrasco, donde ella vive y a la cual llegó después de dos viajes por Europa.

Su presencia en un casamiento para 500 personas pese a los síntomas de haberse contagiado del coronavirus provocó pánico inicial y críticas en redes sociales, donde no han tenido miramientos a la hora de condenarla.

Uruguay no tenía casos de Covid-19 hasta el viernes pero ya suma seis. Hontou, de 57 años, permanece en su casa y es apuntada con el dedo. Ella se defiende, pues asegura que le fue confirmado el virus luego de ir al matrimonio.

El Ministerio de Salud Pública uruguayo contactó a quienes comenzaron a sentirse mal luego de haber asistido a la misma boda para que realicen la cuarentena, cosa que Hontou no realizó apenas se bajó del avión.

Las acusaciones:

Hontou le dijo al diario El País, de Uruguay, que se sentía bien cuando fue a la boda y que al día siguiente cuando se sintió mal, lo atribuyó a un problema personal, pues sufre de reflujo.

"Me siento mejor, aunque toda esta repercusión fue muy fea, la gente piensa que fui a un casamiento a expandir un virus, y no fue así", dijo a Infobae. Su culpa es no haber hecho cuarentena como indican las autoridades.

A fines de enero fue a Milán y Madrid para mantener reuniones relacionadas con su actividad profesional. Al parecer, en ese viaje se contagió y la fiebre le llegó a 41° por tres días.

Hontou negó haber tosido durante el casamiento y haberse sentido mal. "¡Mentira! Nunca estornudé en el casamiento. Yo no estornudo casi nunca, la verdad. La broma fue porque venía de Europa y me decían 'ché, ¿vos no tendrás el coronavirus?'".

"En Argentina me conoce mucha gente, me están quemando mi marca, mi nombre. ¡Mi nombre es mi marca, tengo tantos clientes allí...! ¡Dicen que soy una terrorista que trajo el virus para matar a todo el mundo!", dijo entre sollozos.

LEER ARTICULO COMPLETO

Suscríbete a nuestro newsletter