Lavar el auto y ser fiel son algunas inusuales técnicas de ahorro doméstico

Publicado:
Autor: Cooperativa.cl

Hay una serie de creativas medidas adicionales que permiten reducir gastos.

Llévatelo:

Devolver las tarjetas de crédito, apagar las luces que no se ocupan y hacer un presupuesto mensual son algunas vías tradicionales para ahorrar dinero y mantener más saludable la economía personal. Pero para reducir los gastos existen otras medidas, bastante menos convencionales, que también colaboran a equilibrar las finanzas familiares.

En la vida social

Ir a última hora a comprar en regalo es la fórmula para gastar más dinero, ya que existe una presión adicional por obtener un presente para ese día. Una mejor táctica es hacer una lista de cumpleaños y comprar los obsequios por adelantado o mejor aún, esperar las liquidaciones para adquirirlos y guardarlos hasta que llegue la fecha indicada.

Además, una buena forma de ahorrar en los cumpleaños es volver a la costumbre de los ‘malones' y organizar fiestas donde se minimice el gasto al pedir a cada invitado contribuir con algo de comer o beber.

Por otra parte, según el sitio Gomestic.com una extraña medida para controlar los gastos es ser fiel, ya que, además de romper un compromiso, dañar una relación y mentir a un ser querido, tener un affaire significa también gastar más dinero, tanto en regalos y salidas como en intentos inconscientes por compensar a la familia por el engaño cometido, sin contar del dinero a desembolsar en un posible divorcio.

En el hogar

También existen consejos poco comunes para ahorrar en el baño. Uno de ellos es cambiar la cabeza de la ducha por una más eficiente e instalar en el baño un timer - como los que se usan en la cocina- para controlar mejor el tiempo que se pasa bajo el agua.

Otra recomendación inusual para este espacio de la casa es colocar un ladrillo en el depósito del excusado, lo que permitirá que este se llene con menos agua y se ahorre cada vez que se haga funcionar.

Por otra parte, pintar las paredes de colores claros, cambiar las mantas eléctricas por el clásico guatero y acostarse temprano son algunas medidas para ahorrar luz eléctrica en el hogar.

Pero además de éstas existen otras  como recargar el teléfono celular en el trabajo o preferir abrigarse antes que prender la calefacción, que rozan con la tacañería por lo que es necesario aplicarlas con bastante sentido común.

LEER ARTICULO COMPLETO

Relacionados