Diez mujeres acusan de abusos sexuales a reconocido médium brasileño

Publicado:
| Periodista Digital: EFE

Joao de Deus es un "curandero" que atendió a Luiz Inácio Lula da Silva cuando padecía cáncer.

Una de las denunciantes aseguró que el hombre la violó en una de las sesiones privadas.

Diez mujeres acusan de abusos sexuales a reconocido médium brasileño

Joao de Deus realiza desde 1976 realiza "curas milagrosas" en una suerte de templo que fundó en la ciudad de Abadiania.

Llévatelo:

Diez mujeres declararon que sufrieron abusos sexuales mientras eran atendidas por el médium brasileño Joao de Deus, quien ha tratado a personalidades como el expresidente Luiz Inácio Lula da Silva, informó este sábado el canal de televisión Globo.

Las denuncias, rechazadas en forma tajante por la oficina de prensa del médium, fueron presentadas en un espacio de ese canal, el de mayor audiencia en el país, y sólo una de las supuestas víctimas aceptó ser identificada.

Se trata de la coreógrafa holandesa Zahira Leeneke, quien dijo que hace cuatro años viajó a Brasil para tratarse con Joao de Deus, de quien había obtenido información a través de internet y por una entrevista que le hizo la presentadora estadounidense Oprah Winfrey en 2012.

Leeneke dijo que en la época sufría "traumas" que creyó que podían ser curados por el médium brasileño, por lo que viajó a Abadiania, una ciudad de 15.000 habitantes en el estado central de Goiás, a unos 120 kilómetros de Brasilia, donde Joao de Deus atiende desde hace casi cinco décadas.

La coreógrafa declaró que, en la primera sesión, tras conocer sus problemas, el médium la sugestionó de tal manera que hasta la obligó a masturbarle.

A pesar de lo ocurrido en ese primer encuentro, Leeneke dijo que volvió para otras sesiones, en las que permanecía junto a otras personas en meditación, hasta que fue atendida otra vez personalmente por el médium, quien en esa oportunidad la llevó "violentamente" hacia un baño y la violó.

"Tengo miedo hasta ahora", declaró Leeneke, cuyo testimonio es similar al que ofrecieron al canal Globo otras nueve mujeres, que optaron por no relevar su identidad por "vergüenza o temor".

La oficina de prensa del curandero consideró "muy grave" que el canal se hiciera eco de denuncias que calificó de "lamentables" y "fantasiosas", y sobre las cuales sostuvo que no se ha aportado "ninguna prueba".

En un comunicado, planteó "por qué" las supuestas víctimas "no buscaron a las autoridades policiales o al Ministerio Público" y agregó que, como eso no ha ocurrido, esas mujeres deberían explicar las razones de "esa omisión".

También dice que la prensa "debería investigar primero a sus fuentes y su credibilidad", pues "afecta el honor y la imagen de una persona pública conocida mundialmente" y perjudica así a "miles de pacientes" que son atendidos por alguien de una "índole cristalina" como Joao de Deus.

El médium, cuyo nombre es Joao Teixeira de Faria, tiene hoy 76 años y desde 1976 realiza "curas milagrosas" en una suerte de templo que fundó en la ciudad de Abadiania, al que cada mes llegan miles de personas, muchas de ellas procedentes de otros países.

El curandero se dice espiritista, seguidor de la doctrina fundada a mediados del siglo XIX por el francés Allan Kardec, y realiza unas llamadas "cirugías psíquicas", en las que utiliza sólo sus manos.

En 2012, la fama que ya tenía Joao de Deus se acrecentó cuando se supo que atendía a Luiz Inácio Lula da Silva, a quien los médicos le habían diagnosticado un cáncer de laringe.

LEER ARTICULO COMPLETO

Relacionados
Lo + de Mundo