Scicluna a comunidad de Osorno: Es muy importante para nosotros escucharlos

Publicado:
Autor: Cooperativa.cl

El enviado especial del papa arribó este jueves a la ciudad sureña junto a Jordi Bertomeu.

Se reunirá con las agrupaciones Fieles Cristianos y Laicos durante la jornada.

Scicluna a comunidad de Osorno: Es muy importante para nosotros escucharlos
 ATON (Referencial)

Scicluna y Bertomeu llegaron este jueves a Osorno.

Llévatelo:

A las 14:30 horas de este jueves arribaron a Osorno los enviados especiales del papa, el obispo de Malta, Charles Scicluna, y el oficial de la Congregación para la Doctrina de la Fe, Jordi Bertomeu, para comenzar con su misión pastoral en la ciudad, uno de los motivos principales de esta segunda visita a Chile.

En el Aeródromo Cañal Bajo eran esperados por integrantes de los Laicos de Osorno, quienes con carteles plantearon que no quieren más obispos impuestos, en alusión al caso de Juan Barros, quien finalmente dejó su cargo luego que el papa le aceptara la renuncia.

Luego de su llegada partieron hacia la casa parroquial, ubicada a un costado de la Catedral, donde Jordi Bertomeu aseguró que recibirán a más víctimas de abusos, de esa ciudad.

Incluso un laico tuvo un diálogo con el arzobispo Scicluna, pidiéndole escuchar testimonios de las víctimas de la ciudad.

"Nosotros estamos aquí para comunicar una cercanía especial del papa al pueblo amado de Osorno", dijo Scicluna, quien fue interrumpido por un joven quien le manifestó: "Por favor, reciban a las víctimas de abusos de la iglesia de Osorno, por favor no neguemos el diálogo".

Ante eso, el obispo de Malta aseguró que así será, pues "es muy importante para nosotros escucharlos a ustedes".

La primera actividad de los enviados papales se realizará a las 18:30 horas, junto a la Catedral, cuando reciban a los llamados "Fieles Cristianos". Tras ello, a las 20:00 horas, se reunirán con la agrupación de Laicos en la parroquia Santa Rosa.

 

Bertomeu defendió al nuncio Scapolo

Jordi Bertomeu también tuvo palabras en Osorno en el inicio de esta visita pastoral, abordando la importancia de la reparación económica a las víctimas, resaltando que aquello no es solamente algo factible, sino que un derecho que les corresponde.

Bertomeu también agradeció al Gobierno por buscar extender los años de prescripción de los delitos sexuales y asimismo defendió al nuncio apostólico Ivo Scapolo, quien ha sido apuntado como presunto encubridor de abusos, sosteniendo que muchas veces hay acciones que se malinterpretan.

"El nuncio tiene un rol muy complicado, porque tiene un rol como representante del santo padre ante el Estado chileno y luego también hay acciones que pueden malinterpretarse con mucha facilidad", manifestó Bertomeu, quien ha sido mencionada en reiteradas ocasiones como una opción para reemplazar al cuestionado Scapolo.

"Yo mismo me doy cuenta que en cualquier momento del día puedo realizar una acción que pueda ser malinterpretada, entonces, yo creo que hay que respetar los procedimientos de la Justicia antes de condenar a alguien y hay que estar un poco más seguros. Hasta ahora el nuncio ha actuado correctamente", añadió.

También se refirió a la salida de tres obispos esta semana, incluido Juan Barros, dando a entender que en el caso de Gonzalo Duarte, de la diócesis de Valparaíso, fue por la edad y reiteró que hay que completar los procesos que pueden haber en cu contra y mientras tanto pidió respetar la presunción de inocencia.

Laicos de Osorno no quieren misa de reconciliación

La actividad final del viaje de los enviados papales a Osorno será una misa en la Catedral de San Mateo el próximo domingo 17, la cual tenía por nombre "por la reconciliación", el que luego fue modificado a "por la paz".

No obstante, ninguno de esos nombres satisface a la agrupación de laicos de la ciudad, de hecho, Juan Carlos Claret, vocero de los Laicos de Osorno, aseguró que "decidimos que misa por ningún motivo", consignó La Segunda.

"Yo le dije a Bertomeu que si era una misa de reconciliación para que el Papa pida perdón, no. Sí queremos orar todos como iguales en torno a una mesa, para ver cómo podemos reconstruir la verdad de lo ocurrido en Osorno. Ese perdón no puede ser el fruto de un proceso de reconciliación, sino que es el puntapié inicial para equipararnos", sostuvo.

Relacionados
Lo + de País