Tópicos: País | Mujer

Piñera descarta que Chile deje Convención de ONU sobre Derechos de la Mujer

Publicado:
| Periodista Digital: EFE

El mandatario manifestó que el Ejecutivo solo es parte de la discusión de un protocolo complementario que posibilita que el Comité de Ginebra evalúe denuncias.

De acuerdo a El Mercurio, senadores de la Comisión de RR.EE. están preocupados por las reservas del Gobierno sobre las potestades del comité.

Piñera descarta que Chile deje Convención de ONU sobre Derechos de la Mujer
 ATON/ Archivo

El protocolo que se seguiría permite a las personas presentar demandas y obligar a los Estados a seguir las recomendaciones.

Llévatelo:

El Presidente de Chile, Sebastián Piñera, aseguró este domingo que su Gobierno no abandonará la Convención sobre los Derechos de la Mujer de la ONU, saliendo al paso de suposiciones en tal sentido provenientes del Congreso y publicadas por la prensa.

En su cuenta oficial de Twitter, el Mandatario manifestó que el Ejecutivo solo es parte de la discusión de un protocolo complementario a la Convención, que posibilita que el Comité de Ginebra resuelva situaciones de eventuales violaciones a los derechos de la mujer por solicitudes individuales.

"En relación con información de un diario hoy, el Gobierno de Chile ratifica su firme compromiso con la convención de Naciones Unidas sobre Derechos de la Mujer, ratificada en 1989", publicó Piñera en la red social.

"Lo que está en discusión hoy es un protocolo que aprobó la Cámara (de Diputados) el 2001 y se encuentra para discusión en el Senado desde entonces", complementó.

Piñera respondió así a una publicación del diario El Mercurio, que en su edición de este domingo afirmó que el Gobierno evaluaba retirarse de la Convención, debido a la discusión sobre ese protocolo complementario, que debe ser ratificado por el Senado.

Según la nota de prensa, al Ejecutivo le preocupa dicho protocolo porque considera que le otorga demasiadas atribuciones al Comité de Ginebra, que está formado por 23 expertos y puede recibir y evaluar denuncias presentadas directamente por personas naturales u organizaciones sociales.

Para el Gobierno, según la publicación, dicho protocolo implicaría una cesión de soberanía, como ocurre en el caso de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, que permite a las personas presentar demandas y obliga a los Estados a seguir las recomendaciones, hasta por encima de la legislación local.

Según el rotativo, las reservas del Gobierno preocupan a los senadores integrantes de la comisión de Relaciones Exteriores, debido que a pesar de que sea el Senado la que decida aprobar los artículos de este protocolo complementario, el Ejecutivo puede presentar modificaciones.

El proyecto que aprueba el protocolo facultativo de la Convención para la Eliminación de todas las Formas de Discriminación contra la Mujer ingresó a trámite legislativo en el Senado el 6 de marzo de 2001. La Cámara de Diputados lo aprobó el 14 de agosto de ese año, encontrándose pendiente su votación en la Cámara Alta.

LEER ARTICULO COMPLETO

Relacionados