Sabat calificó de "tontitas" a alumnas que lo acusan: "Me llegan a dar pena"

Publicado:
Autor: Cooperativa.cl

La funa "me da lo mismo", aseguró el alcalde en Cooperativa.

Aseguró que el PC y el Movimiento Amplio de Izquierda "les hablan al oído para que repitan".

Llévatelo:

El alcalde de Ñuñoa, Pedro Sabat volvió a arremeter contra sus críticos este jueves en Una Nueva Mañana, recalcando que "respecto a la funa, no estoy ni ahí, me da lo mismo".

Imagen"Yo voy a estar en otro lugar, que griten lo que quieran, digan lo que quieran. Voy a estar con un grupo de señoras amorosas", aseguró Sabat.

"Los que funen van a ser los mismos de siempre, me da lo mismo, no creo que sean ñuñoínos", que lo que quieren es que sus hijas vuelvan a clases "en forma segura" y no "estar siete meses con un grupo de tontitas parando el colegio y no permitiendo que ingresen a clases la gente que quiere estudiar", insistió,

Además, Sabat insistió en sus críticas por la toma del Internado Nacional Femenino, recalcando que son "tontitas, son seis niñitas".

"Es cosa de ver las caritas a las pobres, si me llegan a dar pena. Si hacen lo que el Partido Comunista y el Movimiento Amplio de Izquierda les dicen, ellos les hablan al oído para que repitan", añadió.

"Conozco perfectamente quiénes están detrás de esto, el concejal que está detrás de esto, moviendo a este grupito, financiando este grupito de okupas y a este movimiento", sostuvo el alcalde Sabat.

Respecto a las pruebas que tiene de las acusaciones hechas, Sabat aseguró que "eso se va a saber en el momento que el fiscal termine la investigación en base a las pruebas y testigos que estamos entregando, y en la justicia se va a abrir un caso".

"Soy un ser humano que sufre"Poco antes, Sabat aseguró que echaba pie atrás respecto de sus dichos sobre que la ocupación era un "puterío", y pidió "perdón" por las declaraciones emitidas.

Sabat dijo a La Tercera que "lamento enormemente los trascendidos y todo lo que pasó y mi calificativo de puterío. Efectivamente siento pena porque no estuve a la altura del cargo. Soy un ser humano que sufre" y ello "me llevó a decir cosas que no debía".

"Sé pedir perdón y me retracto", aseveró el jefe comunal, quien acusó a las alumnas del recinto educacional de tener sexo y drogarse durante la toma. Pese a ello, aseveró que esto no niega que al interior del colegio hubo irregularidades de ese tipo.

El alcalde de Ñuñoa precisó que sus palabras "demuestran el descontento" de quienes no pudieron enviar a sus hijos al colegio por las ocupaciones de recintos, y reiteró que seguirá hasta diciembre en su cargo.

Relacionados
Lo + de País