Faith No More abogó por la educación gratis en una jornada de Maquinaria con incidentes aislados

Publicado:
Autor: Cooperativa.cl

Junto a Megadeth y Chris Cornell marcaron los puntos altos del primer día del festival.

La cita musical reunió a más de 50.000 espectadores en el Club Hípico.

Llévatelo:

La primera jornada del Maquinaria Festival tuvo puntos notables en cuanto a la puesta en escena de los números centrales del día sábado, pero no pocas quejas del público hacia la organización del megaevento.

Imagen

En primer término a Down dando muestra de su potencia rockera, seguido de un Alice in Chains que debutó en Chile con un energético show, que incluyó palabras de su vocalista en español.

"Han esperado tanto tiempo. ¡Finalmente hemos llegado!", dijo William DuVall.

Mientras el escenario más experimental seguía siendo el menos concurrido los otros dos alternaban llenos de público con grupos de primer orden, de la talla de un acústico Chris Cornell -que hasta versionó "Imagine" y "A day in the life" de Lennon y The Beatles respectivamente-, quien incluso dejó entrever que volverá a Chile nuevamente pero ahora junto a Soundgarden, banda que se trae un disco entre manos, y a quien recordó con "Black Hole Sun".

Luego llegó el turno de Faith No More, con un Mike Patton cada vez más acoplado a la idiosincrasia nacional, y que como primer regalo de la noche tocó de manera íntegra el disco de 1995 "King for a Day... Fool for a Lifetime".

Pero no contentos con eso, sobre el escenario también se pudo ver un lienzo que rezaba "Educación gratis".

 

Mientras ello ocurría, el acceso al sector VIP, que era el único habilitado para comprar alcohol, se encontraba cerrado y flanqueado por personal de Fuerzas Especiales de Carabineros.

Tras largos y tensos momentos en que las personas que pretendían reingresar a dicho sector no habían sido informadas de que había una hora de cierre o que no habían productos a la venta, sin que mediada una respuesta oficial de la producción, vino el uso de la fuerza.

Se produjeron discusiones que fueron subiendo de tono y que terminaron con empujones de lado y lado, lo que gatilló una arremetida con golpes de bastones por doquier, con Faith No More aún ofreciendo su show de reencuentro con Chile.

A primera vista no se apreciaron lesiones graves, pero si fue patente la molestia del público que decía sentirse estafado en alguna forma por no poder reingresar al sector VIP y que exhibían los vales que habían adquirido y que en ese momento –pasadas las 23:00 horas- pretendían hacerlos efectivos o en su defecto obtener la devolución de su dinero.

Ya con los ánimos más calmados, Megadeth fue el encargado de cerrar la cita rockera, con un despliegue cargado de música de alto voltaje, que fue coronada con aplausos de una multitud seducida por la vitalidad de la banda y los fuegos artificiales que pusieron fin a la primera jornada.

Como punto a favor de los organizadores se pueden mencionar que a diferencia del año pasado habían muchos más baños químicos, agua potable, se permitió sin problemas el ingreso de comida, pero no se implementó un prometido cajero automático, ni tampoco una zona diferente a la VIP donde comprar cerveza.

Según Transitor, esto último fue a pedido de Carabineros, luego de dimensionar la alta convocatoria del evento rockero. Y si se trata de evaluaciones, una vez más el sistema de telefonía celular chileno demostró que no está a la altura de las circunstancias, pues lograr hacer una llamada resultaba una verdadera proeza.

LEER ARTICULO COMPLETO

Relacionados