Los socavones que amenazan a miles de viviendas en Alto Hospicio

Publicado:
| Periodista Digital: Daniela Esquivel Ponce

Son cerca de 2.000 las viviendas que tienen severos daños producto del terreno en que está emplazada la comuna.

Recién en 2014 se modificó la norma de construcción, sin embargo, las casas antiguas persisten con su debilitada estructura.

Los socavones que amenazan a miles de viviendas en Alto Hospicio
 Bastián Fuentes

Al menos más de 100 viviendas de El Boro se encuentran inhabitables.

Llévatelo:

Miles de habitantes de Alto Hospicio, en la Región de Tarapacá, conviven desde hace una década en una peligrosa y preocupante realidad marcada por los socavones. 

La historia se gesta desde que la comuna, ubicada a 13 kilómetros de la ciudad de Iquique, comenzó a poblarse a fines de los años '80, cuando -según el seremi de Vivienda, Mauricio Hidalgo, Alto Hospicio se construyó sin planificación alguna.

Imagen foto_00000018
Esta casa se ubica en el sector de El Boro, la cual se encuentra abandona tras ser declarada inhabitable. (Foto: Daniela Esquivel, Radio Cooperativa)

"Esto se arrastra desde hace muchos años atrás. Esta comuna se construyó sin estudios serios respecto de cómo se tenía que construir. No hubo un proceso de planificación de comuna y de ciudad responsable... y así creció Alto Hospicio", contó Hildalgo.

Suelo Salino

El suelo extremadamente salino bajo el que se asentó la ciudad es la principal amenaza que enfrenta Alto Hospicio y que, según las cifras de Serviu, contabiliza 2.000 viviendas con daños.

De hecho, un informe emitidio por el Servicio Nacional de Geología y Minería (Sernageomin) en 2014, indica que el suelo de Alto Hospicio presenta niveles de sales solubles superiores al 2 por ciento, volviéndose vulnerable frente a la presencia de agua y provocando colapsos en las edificaciones.

A raíz de este informe, detalla Hidalgo, "se modificó la normativa para la construcción en suelo salino, por tanto, todas las obras que ha construido Serviu de 2014 en adelante no tienen problema alguno".

Así, para que evitar los riesgos del terreno, "se remueve el suelo salino, se mejora técnicamente con otros componentes, y ahí recién se levanta la vivienda. Además los materiales son de mejor calidad. Las casas construidas desde el 2014 hacia atrás, son las que se ven afectadas hoy", detalló la autoridad.

Afectados

Marcela Acuña, propietaria de una de las viviendas del sector El Boro, comentó que comenzó a detectar socavones en su casa en 2007, cuando una rotura de matriz generó su alerta. Hoy, la vivienda presenta problemas como trizaduras y un colpaso total. 

Imagen foto_00000019
Así se encuentra el baño de Marcela Acuña. (Foto: Daniela Esquivel, Radio Cooperativa)

"A nosotros nos catastraron la casa y tiene orden de demolición. Esto está inhabitable, en cualquier momento se nos cae la casa encima", señaló Acuña. 

Una situación similar vive Malvina Rivera, quien desde hace cinco años convive con un socavón dentro de su casa, el que quedó al descubierto tras el terremoto que afectó a la Región de Tarapacá en 2014. 

"Me duele porque aquí hay una inversión importante. Fue el sueño de nosotros tener una casa. La ampliamos, nos encalillamos, y ahora vemos que se va destruyendo de a poco. Da una impotencia enorme", lamentó Rivera.

Imagen foto_00000017
El socavón se asentó en donde antes se ubicaba una cómoda biblioteca en casa de Malvina. (Foto: Daniela Esquivel, Radio Cooperativa)

Plan de socavones, demoliciones y subsidios

Desde el Serviu Tarapacá comentaron que se encuentra en desarrollo un plan para combatir los socavones, el cual comenzó con la identificación de -al menos- cuatro edificios de condominios sociales, ubicados en el sector de La Tortuga y en Los Olivos de la comuna que deberán demolerse, al igual que otras 300 viviendas durante el segundo semestre de 2019.

"Hemos actuado atendiendo el problema que tienen hoy estas familias entregando subsidios de arriendo para 152 familias (más de 50 millones de pesos), para que ellas se puedan reubicar", sostuvo el director de Serviu, José Tello

Otra de las medidas, es la contratación de estudios de suelo para determinar de forma exacta la ocurrencia de socavones, informe que derivará en la reconstrucción o no de las viviendas en el mismo lugar.

El mejoramiento de las redes sanitarias es otra medida que, según Tello, "es la que se debe mejorar ya que es ahí donde se produce el problema debido a que el suelo salino al juntarse con el agua se disuelve y genera el socavón". 

"Es de nuestro interés hoy en día que el servicio de agua potable y alcantarillado quede a la vista, ya que frente a cualquier rotura ésta pueda ser observable de manera inmediata y no que ocurran las filtraciones", finalizó Tello. 

LEER ARTICULO COMPLETO

Relacionados