Chile es uno de los países que más cae en estafas virtuales y phishing en América Latina

Publicado:
Autor: Cooperativa.cl

Dos de cada diez personas son víctimas de estos ataques.

info Recuerda nuestra campaña "Todos podemos hacer más", si tienes una iniciativa solidaria que quieras comunicar, llámanos al 223648003 o visita nuestro sitio si quieres hacer tu aporte
Chile es uno de los países que más cae en estafas virtuales y phishing en América Latina
Llévatelo:

Al menos dos de cada diez chilenos fueron víctimas de phishing vía correo electrónico o en portales de internet durante 2018, colocando al país como el tercero más vulnerable a este tipo de ataques en América Latina y el séptimo a nivel global.

Se trata de las clásicas estafas en que mediante internet se piden los datos del usuario, o se les envía enlaces a otros sitios, haciéndose pasar por un banco u otra entidad "de confianza", lo que las organizaciones reales nunca realizan. 

En la región, el ranking es liderado por Brasil, donde el 28,3 por ciento de usuarios únicos en ese país sufrieron este tipo de fraude; seguido de Guatemala, con 20,3 por ciento, y Chile con 20,1 por ciento, de acuerdo a un informe elaborado por la empresa Kaspersky Lab.

Imagen foto_00000002

El sistema de rastreo implementado por la empresa detectó 482 millones de alertas de redirección a sitios fraudulentos durante 2018, esto es, más de 236 mil ataques adicionales que los registrados en 2017.

¿Cómo evitarlo?

Andrés Peñailillo, oficial de Seguridad de la Información (CISO) de la Universidad de Chile, remarca que lo principal para no caer en este tipo de estafas virtuales "es desconfiar de los correos electrónicos o mensajes sospechosos o que alertan por bloqueo de cuentas, de tarjetas, multas o similares; no hacer click en enlaces dentro de los correos correos electrónicos y mucho menos ingresar información personal o contraseñas".

Alvise Bolsi, director de Tecnología de la misma casa de estudios, agrega que "las protecciones técnicas, como el bloqueo que hacen algunos antivirus y navegadores web, siempre se habilitan después de que alguien ha caído en el fraude. Por lo tanto, la regla de oro es no entregar las claves secretas ni información confidencial a nadie".

"Lo mismo con entrar a links desconocidos desde un mail, lo mejor es escribir la dirección directamente en el explorador", enfatiza.

LEER ARTICULO COMPLETO

Suscríbete a nuestro newsletter