Tópicos: Mundo | Asia

Corea del Sur y Japón acordaron resolver sus diferencias

Publicado:
| Periodista Digital: EFE

El presidente surcoreano, Moon Jae-in, y el primer ministro nipón, Shinzo Abe, se reunieron este lunes al margen de la cumbre de la Asean.

Corea del Sur y Japón acordaron resolver sus diferencias
 EFE
Llévatelo:

El presidente surcoreano, Moon Jae-in, y el primer ministro nipón, Shinzo Abe, se reunieron hoy lunes brevemente y subrayaron la importancia de resolver las actuales diferencias entre ambos países "a través del diálogo", según informó la oficina presidencial de Seúl.

El encuentro, calificado por Seúl como "una conversación" y el primero que mantienen ambos líderes desde que empeoraron las relaciones, duró 11 minutos y se produjo en el marco de la cumbre de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN) que se celebra en Bangkok.

En todo caso, el comunicado de la oficina presidencial surcoreana asegura que la conversación se mantuvo en una "atmósfera amigable y sincera".

"Ambos líderes subrayaron la importancia de las relaciones entre la República de Corea (nombre oficial del país) y Japón y el principio de que las diferencias entre ambos países deben solucionarse a través del diálogo", explica el texto.

Moon expresó su deseo de que ese diálogo pueda llevarse a cabo a través de canales diplomáticos y dijo que se podría tener en cuenta un encuentro de "alto nivel si es necesario", mientras que Abe expresó su intención de encontrar una solución al actual clima de desencuentro "de la manera en que sea necesario".

Este último desacuerdo en torno a diferencias históricas, que ha llevado a la relación bilateral a su peor momento en décadas, comenzó a final de 2018 cuando el Supremo surcoreano abrió la puerta a que empresas japonesas que esclavizaron a ciudadanos coreanos durante la colonización (1910-1935) los compensaran económicamente.

El pasado julio Tokio activó restricciones sobre exportaciones al país vecino de materiales químicos básicos para fabricar pantallas y chips de memoria, pilar básico de las exportaciones surcoreanas, y en agosto retiró a Corea del Sur de su lista de socios comerciales preferentes.

Japón asegura, sin ofrecer pruebas sustanciales, que la medida responde a una supuesta laxitud en el control de estos materiales por parte surcoreana, lo que hace posible que dichos productos puedan ser usados, por ejemplo, con fines militares.

Seúl respondió retirando a Tokio de su lista de socios preferentes en septiembre y asegurando que cancelará un tratado de cooperación militar, mientras sostiene que ve las medidas japonesas como una represalia por la sentencia del Supremo.

En ese sentido, Tokio defiende que las compensaciones quedaron cubiertas con el tratado de normalización de lazos de 1965, por el cual donó 300 millones de dólares a víctimas de la colonización.

Sin embargo, la dictadura militar de Park Chung-hee no canalizó los fondos a todas esas víctimas, por lo que miles de afectados han denunciado a su vez al Gobierno surcoreano.

LEER ARTICULO COMPLETO

Relacionados