Ególatra y psicopático, imputados por caso Nibaldo pueden responder ante la Justicia

Publicado:
| Periodista Digital:José Luis Pérez - Cooperativa

En el juicio por el brutal crimen del profesor, hoy declararon peritos psiquiátricos que examinaron a Johanna Hernández y Francisco Silva.

Exhibieron rasgos manipuladores y utilitarios en sus relaciones personales, pero no patologías mentales, por lo que se confirmó su imputabilidad.

Ególatra y psicopático, imputados por caso Nibaldo pueden responder ante la Justicia
 ATON

Los psiquiatras coincidieron en que Johanna Hernández tiene una personalidad que se impone por sobre la de su ex amante.

Llévatelo:

Tal como estaba planificado, los peritos Rodrigo Dresner, psiquiatra forense del Servicio Médico Legal, y Julio César Michelotti, del Hospital El Salvador de Valparaíso, declararon este martes en el juicio oral por el crimen del profesor Nibaldo Villegas.

Los expertos presentaron ante el tribunal los resultados de los exámenes psiquiátricos realizados a Johanna Hernández y Francisco Silva cuando éstos pidieron que se les declarara inimputables ante la Justicia; solicitud cuya pertinencia fue descartada.

Respecto de Johanna Hernández, su informe arrojó que posee un perfil "borderline", es decir, ególatra y manipulador para conseguir sus objetivos, pero no posee una patología mental vinculada con esa conducta por lo que está en condiciones de ser juzgada, dado que no presenta una desconexión con la realidad.

"Usa conductas manipulatorias para obtener las cosas que le benefician", dijo el doctor Michelotti, quien explicó que, "para ella, las personas son relevantes en cuanto aportan cosas positivas (...) prioriza los intereses propios por sobre los de los terceros".

En esa línea, para ella "los demás pasan a ser objetos, buenos o malos; por lo tanto, prescindibles", agregó.

Relaciones utilitarias

Respecto de Francisco Silva, quien ya había simulado tener una afectación psiquiátrica inexistente, el doctor Dresner dijo que tiene un perfil psicopático; que utiliza a las personas para obtener réditos y tiene una moral influenciada por lo que le dicen los demás.

"Puede cambiar de relaciones con las personas sin ningún problema, y cuando está frente a una persona espera obtener algo para sí, o sino se aleja de esa persona", detalló el perito del SML.

Los psiquiátras coincidieron en que los rasgos de personalidad no influyen para planificar un crimen como éste y que la personalidad fuerte de Hernández se impone por sobre la de Silva.

LEER ARTICULO COMPLETO

Relacionados