Fiscal Moya asegura que caso Caval fue afectado por "consideraciones de carácter político"

Publicado:
Autor: Cooperativa.cl

El jefe de la Unidad de Alta Complejidad de Rancagua detalló las razones que lo llevaron a denunciar a su superior, Emiliano Arias.

Señaló que éste, tras ser elegido, tomó decisiones en pos de moderar el daño a los gobiernos de Michelle Bachelet y Sebastián Piñera.

Fiscal Moya asegura que caso Caval fue afectado por

Moya dijo que en el pasado fue "muy amigo" de Arias, pero luego observó que causas complejas eran utlizadas "para ensalzar imágenes personales, y eso no corresponde".

Llévatelo:

El fiscal jefe de Alta Complejidad de Rancagua, Sergio Moya, detalló -en una extensa entrevista con El Mercurio- las razones que lo llevaron a denunciar a su superior, Emiliano Arias, por cuatro delitos, entre ellos tráfico de influencias y obstrucción a la justicia.

Moya contó al diario que le envió un WhatsApp a su jefe para comunicarle que lo había denunciado y asumió que esta decisión echa por tierra la amistad que mantuvieron durante años.

Consultado por si se ha sentido presionado por el fiscal Arias, dijo: "Me reservo la respuesta a esa pregunta porque puede ser parte de la investigación penal o administrativa. Si yo llegué al punto de tener que denunciar estos hechos, yo creo que habla por sí solo cómo fue la relación".

"Que Caval no siguiera causando daño"

En la entrevista, el persecutor apuntó que el desarrollo de la causa Caval fue afectada por una serie de "consideraciones de carácter político", tendientes a moderar el daño de la investigación tanto para los gobiernos de Michelle Bachelet como de Sebastián Piñera.

Moya dijo manejar "la misma información" que le hizo presente la periodista Cinthya Carvajal en cuanto a que un ex ministro de Defensa y de Justicia del segundo Gobierno de Michelle Bachelet -alusión a José Antonio Gómez- le pidió al ministro de la Corte de Apelaciones Emilio Elgueta votar por el fiscal Arias como jefe de la Fiscalía Regional de O'Higgins.

Señaló que esa misma persona -el ex ministro- supuestamente le pidió al fiscal Arias manejar el caso Caval de una manera determinada, "en el sentido de que no siguiera causando daño al gobierno anterior".

"Había que resolver el tema pronto"

Sergio Moya destacó además que "la única intervención que el fiscal Arias tuvo en la causa Caval fue la comparecencia de una audiencia de procedimiento abreviado con Herman Chadwick Larraín".

"Yo consulto por qué personalmente asumía solo esa audiencia, y me manifiesta que hay que resolver pronto la situación de Chadwick, porque no es posible que se mantenga vigente hasta la inminencia de que asumiera el nuevo Gobierno (de Sebastián Piñera), con el cual podían asumir familiares como funcionarios importantes del nuevo Gobierno", recordó.

Según Moya, a Emiliano Arias le preocupaba "que había que resolver el tema pronto, para que el caso Caval, así como afectó al gobierno anterior, va a afectar al gobierno siguiente".

"A mí me pareció inadecuado y no concurrí a esa audiencia", explicó, destacando además que ante dicha actuación "la jueza de garantía rechaza ese abreviado (...) porque las penas que se estaban pidiendo eran muy bajas y era imposible dar lugar a aquellas, porque no cuadraban con el Código Penal".

"Te apoyamos, pero comprométete a que no haya tanto daño"

"En definitiva, había una serie de afectaciones a la causa por consideraciones de carácter político", señaló Moya, apuntando además que Arias recurrió a la Corte Suprema contra las decisiones de Elgueta sólo "cuando afectan a Dávalos y Compagnon", y al mismo tiempo buscó una salida rápida para Chadwick Larraín.

"Lo que yo entiendo es que en la obtención de votos para su postulación existe una especie de acuerdo en el sentido de que te apoyamos, pero comprométete a que no haya tanto daño".

Consultado por si "cree que se ha usado la fiscalía para favores políticos", Moya señaló: "Creo que se ha empleado el trabajo de mucha gente que trabaja en la Fiscalía con propósitos ajenos a los del Ministerio Público; esto es, sacar provecho personal, tratar de engrandecer o armar una imagen que no es real (...) La imagen del fiscal regional".

Pese a ello, "la pega se ha hecho. Adicionalmente, todo ese trabajo fructífero de investigación de casos complejos se ha hecho con el fin de ensalzar imágenes personales, y eso no corresponde".

Imagen foto_00000016
Moya dijo que lleva cinco años investigando la presunta corrupción en la Corte de Rancagua, y teme que todo se vaya "al tacho de la basura". (Foto: ATON)

Dilación respecto a Elgueta

Sergio Moya aseguró que él lleva "trabajando hace cinco años", personalmente, en la investigación sobre los presuntos hechos de corrupción del juez Elgueta, durante largo tiempo de manera reservada.

"Yo hice un estudio de tres años de cómo fallaba Elgueta, se abre la investigación, todo se trabajó sigilosamente hasta que se pide la audiencia de formalización. ¿Y qué sucede? Cuando decido pedir al audiencia de formalización, pido autorización a mi jefe (Arias) para formalizar. Esa autorización se demoró alrededor de tres semanas, y decidí no esperar más y formalizarlo de todas formas", explicó.

"Yo vi que (Arias) se demoró y opté por pedir la formalización sin esperar una respuesta", explicó, confirmando además la existencia de "tráficos telefónicos (que) dan cuenta de algún tipo de vinculación (de los magistrados investigados) con personas de la Fiscalía".

Trato preferente al alcalde de Rancagua

El fiscal Moya detalló también el contenido de las otras denuncias contra el fiscal regional, entre ellas la supuesta obstrucción a la investigación por malversación del alcalde de Rancagua, Eduardo Soto (independiente ex UDI), ligada al Teatro Regional.

"El fiscal Arias me cita a una reunión con el abogado Luis Hermosilla, quien era abogado del alcalde Soto (del cual se pidió la formalización esta semana), y me plantea que esté atento a los requerimientos de ese abogado. Cuestión que me pareció impropia, porque no corresponde dar un trato preferencial ni a los querellantes ni a los defensores. Tiene que existir un trato igualitario", señaló, recordando que dicho encuentro ocurrió "a mediados del 2017".

"Después de esa reunión yo solicité al Tribunal de Garantía de Rancagua una orden de entrada y registro de incautación para la Municipalidad de Rancagua, para el despacho del gabinete del alcalde. Se incautaron todos los soportes informáticos, y a él (al jefe comunal), dos celulares y una tablet . Y cuando eso llegó a conocimiento del fiscal regional, me ordenó que hiciera la devolución de especies al alcalde", contó.

"Eso ocurrió un día jueves previo a la primera vuelta de las elecciones presidenciales. Yo le manifiesto que no voy a hacer devolución, porque es evidencia. En esos teléfonos hay información muy delicada que no puedo detallar", indicó.

Consultado por El Mercurio por si "hay comunicaciones de WhatsApp entre ellos", Arias y el alcalde Soto, Moya respondió que "hay todo tipo de información, pero no puedo referirme a aquella, porque será objeto de la investigación".

Filtración sobre causa de drogas a Puerto Montt

Otra de las denuncias de Moya es por violación de secreto en relación con una causa "de drogas" que se tramitaba en Puerto Montt.

Se trata de "una denuncia que llegó de la Fiscalía de Puerto Montt, en la que dan cuenta de que un sujeto particular se presentó ante el OS-7 acompañando documentos extraídos de la base de datos de la Fiscalía. Y ellos dieron aviso a la Fiscalía de Puerto Montt, la Fiscalía de Puerto Montt hizo un requerimiento a la Fiscalía Nacional y le informaron que esos antecedentes habían sido extraídos de la base de datos del Ministerio Público desde Rancagua".

Frente a ello, "Puerto Montt nos envía la causa a nosotros. Yo en esa época era fiscal jefe de Rancagua, reviso los antecedentes, veo las claves y solicito declarar a dos personas, la secretaria del señor Arias y a un abogado asistente, quienes me relatan que efectivamente habían extraído esa información por encargo del fiscal regional, y como esa extracción de documentación para ser entregada a un particular al margen de la investigación puede constituir un delito de violación del secreto, yo elevo los antecedentes ante el fiscal regional para que los envíe al fiscal nacional, y en definitiva se designe a un fiscal regional de otra región, porque ellos son los que investigan a otros fiscales regionales".

Sin embargo, recién "esta semana me enteré de que esa carpeta nunca fue enviada (por Arias a Jorge Abbott)".

Rumbo a Santiago

Sergio Moya resaltó que, si "hubo tráfico de influencias en el nombramiento de él", de Emiliano Arias, "era imposible que la causa siguiera acá, en la Fiscalía de Rancagua, por lo que él está de acuerdo con la decisión de Abbott de trasladar las causas a la Fiscalía Regional Metropolitana Sur.

De hecho, a partir del lunes, Moya ya no trabajará en Rancagua y se instalará en dependencias de la Fiscalía Metropolitana Sur, desde donde dirigirá la investigación contra los tres ministros de la Corte de Apelaciones de Rancagua.

"Lo que más me preocupaba de lo que estaba pasando eran las filtraciones y la causa vinculada a los ministros, y en ese sentido yo esperaba que saliera una resolución y se trasladara la causa a otra región, porque veía que podía ser mal utilizado el trabajo de cinco años que llevo realizando y que todo se podría ir al tacho de la basura", sostuvo.

LEER ARTICULO COMPLETO

Relacionados