Hirsch: El propio Gobierno no sabe lo que es un congreso constituyente

Publicado:
| Periodista Digital: Cooperativa.cl

El diputado humanista aseguró que "no hay ninguna propuesta concreta y sólida" del Ejecutivo para cambiar la carta magna.

"No tiene ninguna definición, no se sabe dónde funciona, cuándo funciona, no tiene plazos", acusó el parlamentario.

Hirsch: El propio Gobierno no sabe lo que es un congreso constituyente
 ATON

"Han ofrecido a la ciudadanía un congreso constituyente que es un verdadero acertijo", insistió el diputado.

Llévatelo:

Luego de que el ministro de la Segpres, Felipe Ward, aclarara que el Gobierno aún no define el mecanismo para cambiar la Constitución, el diputado humanista Tomás Hirsch aseguró que el Ejecutivo no tiene claro lo que plantea.

La propuesta anunciada la noche del domingo por el titular del Interior, Gonzalo Blumel, provocó casi de inmediato reparos en la oposición, ya que aún no se determinan los criterios para elegir a los parlamentarios que lo formarán, ni cuándo comenzarán a debatir, entre otros lineamientos básicos.

Por tanto, el diputado sostuvo que durante la asistencia del ministro Ward a la Comisión de Constitución este lunes "con lo que nos hemos encontrado es que no hay ninguna propuesta concreta y sólida. Hay palabras generales".

"Un congreso constituyente que no tiene ninguna definición, que no se sabe dónde funciona, cuándo funciona, que no tiene plazos. Y ellos fijan -supuestamente con claridad- un mecanismo para elaborar la nueva Constitución, que definen como congreso constituyente, y la verdad es que ni ellos tienen claro qué es lo que están ofreciendo", afirmó.

"El propio Gobierno no sabe lo que es un congreso constituyente. Ellos han ofrecido a la ciudadanía un congreso constituyente que es un verdadero acertijo, un enigma que nadie entiende", acusó Hirsch.

Consulta de municipios y diálogo con la oposición

De acuerdo a la ministra vocera de Gobierno, Karla Rubilar, el mecanismo no se ha definido porque "si nosotros quisiéramos imponer una mirada, no estaríamos dialogando con la oposición. Sería una imposición".

Si bien añadió que "creemos firmemente en que el Congreso es el camino de avanzar en una unión que permita llegar a un gran acuerdo", no descarta una instancia abierta a la ciudadanía.

"Nuestro camino no es la asamblea constituyente, pero entendemos claramente que el Congreso y este proceso de nueva Constitución, para que tenga el aporte de los ciudadanos, debe ser con participación activa", destacó Rubilar.

En ese sentido, el Gobierno apostaría por la consulta ciudadana de la Asociación Chilena de Municipalidades que se realizará el próximo 7 de diciembre, instancia de la que podrían rescatar sus resultados, o bien, hacerse parte, como lo han solicitado varios alcaldes.

Respecto a los diálogos ciudadanos del Ministerio de Desarrollo Social, estos se inaugurarían durante esta semana, pero solo servirán como un elemento que recoja la información de los cabildos que se han dado durante la crisis social en una plataforma web.

Oficialismo se inclina por la representatividad

El timonel de RN, Mario Desbordes, respaldó al Gobierno en el camino que ya han anunciado, sosteniendo que "no nos parece una asamblea constituyente de los casos negativos, porque han habido asambleas constituyentes también que han resultado bien en el mundo".

"Las que no nos gustan son aquellas en donde un grupo se arroga el derecho a designar a dedo a dirigentes sociales, a personas de la cultura, del arte. A quien le corresponda discutir una nueva Constitución tiene que ser una persona que la ciudadanía eligió", insistió.

Por lo tanto, sobre la composición de la instancia constituyente, el diputado destacó que "no queremos aceptar esta suerte de veto que hay con el Congreso actual, porque no ha sido electo con sistema binominal".

"El resto tendremos que conversarlo con la oposición, y en eso está hoy día el ministro Gonzalo Blumel, quien cuenta con todo el respaldo de Renovación Nacional", concluyó.

Coincidió con Desbordes su par de la UDI, Jacqueline Van Rysselberghe, afirmando que "esa discusión de modificar nuestra Constitución tiene que darse en los canales institucionales. Hoy día tenemos nuestra institucionalidad en riesgo, y me parece que generarle aún más incertidumbre y más debilitamiento no es la mejor opción".

La senadora también descartó que se contemple conformar una convención constituyente, opción que incorporaría a la sociedad civil.

"No hemos tenido una reunión formal con parlamentarios de la Cámara de Diputados ni tampoco con la comisión política, pero por lo que yo he sondeado me da la impresión que no", explicó.

LEER ARTICULO COMPLETO

Relacionados